Pascua  de Resurrección

Las Siete Polaridades

 

Libertad

Esclavitud, Sumisión

Igualdad

Desigualdad, Desamparo

Fraternidad

Enemistad

Integridad

Desintegración, Dependencia,

Drogadicción

Inclusividad

Exclusión

Inofensividad

Irritabilidad, Guerra, Conflictividad

Alegría, Amor

Miedo, Odio, Bronca, Miseria

 

¿Qué percibimos con mayor frecuencia en nuestra experiencia cotidiana?

¿Cómo describiríamos nuestras relaciones más cercanas?

¿Qué creemos que ocurre con mayor asiduidad en el trabajo?

¿Con cuáles palabras definiríamos el actual estado de nuestro país?

¿Y el de Latinoamérica?

¿De Europa?

¿De Estados Unidos de Norteamérica?

¿Cómo definimos la situación del mundo?

 

En estos tiempos revueltos está muriendo un orden social inhumano (por eso muere), del que emerge una nueva civilización. Las polaridades son completamente visibles. La tensión provoca el surgimiento. Son momentos de resurrección de la humanidad, de entre las gigantescas nubes de  oscuridad que ha generado el materialismo aún vigente. Y el núcleo del evento luminoso se está dando en Occidente. Más precisamente en el cono Sur de América.

 

Si no percibimos ni experimentamos una alegría de vez en cuando, todavía estamos tomados por la nube negra.

 

Para liberarnos y participar de la resurrección, sólo es necesario cumplir el Undécimo Mandamiento: “Ama a tu prójimo como a ti mismo”. Si uno no se quiere, ni se cuida, ni se conecta con la alegría, nadie puede hacerlo por nosotros. Porque el Amor y la Alegría son las energías principales de la propia Alma. Si no hacemos la conexión, no podremos querer a nadie. Y la vida será miserable.

 

Celebremos entonces la revelación (dada hace 2000 años), que la integridad y la conexión con la alegría son realidades individuales, y no dependen de nada ni de nadie más. Dedicaremos los restantes meses del 2012 a analizar y difundir las Siete Polaridades de la Resurrección. Y los modos prácticos de transmutarlas y trascenderlas.

www.sidereh.com.ar /Universidad Nacional del Alma